De la norma EURO 1 a la EURO 6

El automóvil con motor térmico emite por el escape gases contaminantes, que se acumulan en las ciudades por la masiva circulación, paradas, arranques y variaciones de velocidad. Las normas anticontaminación se hicieron notar en Europa, identificadas por EURO y un número, a causa de las tecnologías necesarias para cumplirlas a partir de 1991, para motores de más de 2.000 cc y desde 1992 para todos. Desde estas fechas las normas EURO van siendo más exigentes. En los inicios de las normas EURO los gases contaminantes más controlados favorecían al motor diésel, lo que hizo aumentar su demanda, aún más al … Continúa leyendo

Turbocompresor de doble entrada y de geometría variable

Aumentar el llenado de los cilindros del motor en admisión es un objetivo prioritario para lograr mejores prestaciones. A esta ventaja se han de añadir reducir consumo y contaminación. Para conjugar esos tres aspectos la sobrealimentación es una buena solución y se implanta asiduamente en el motor térmico. La sobrealimentación se puede lograr genéricamente con el compresor volumétrico arrastrado por el motor, o con el turbocompresor accionado por los gases de escape. Esta última es la tecnología de sobrealimentación más utilizada, la única en diésel y la más frecuente en gasolina. Para que la implantación del turbocompresor en el motor … Continúa leyendo

Suspensión delantera auto nivelante

Las inercias de la marcha inducen alteraciones del reparto de pesos entre las ruedas del automóvil, al acelerar, frenar y en curvas. Los amortiguadores se encargan de que las oscilaciones y balanceos sean progresivos, pero no limitan la amplitud. Para reducir al mínimo las oscilaciones longitudinales y balanceos laterales, se requieren elementos elásticos de suspensión o estabilizadoras con actuaciones activas. En este artículo se va a exponer la suspensión delantera de mantenimiento de altura, auto nivelante o anti hundimiento, mediante geometría específica. Antes de llegar a este sistema sencillo se comentan otras formas más complejas de hacerlo. Al final hay … Continúa leyendo

Desgastes del motor

El funcionamiento del motor térmico provoca fricciones entre sus diferentes componentes, que se tratan de reducir con la intermediación de una película de aceite, pero el desgaste con los kilómetros llegará. En este artículo se explican los desgastes de los componentes del motor relacionados con la generación del par motor, que son estos; cilindros, pistones, segmentos, válvulas y cigüeñal. También se comentan los desgastes de los sistemas de arrastre de los árboles de levas desde el cigüeñal, cadena o correa de distribución. Los desgastes del motor se van produciendo progresivamente por el paso de los kilómetros, y afectan de forma … Continúa leyendo

Diagnóstico electrónico

La incorporación de cada vez más componentes eléctricos y electrónicos en el automóvil aumenta sensiblemente el cableado y los conectores necesarios, complicando el sistema además de ocupar demasiado espacio. Prácticamente todos los sistemas eléctricos del automóvil se controlan mediante calculadores electrónicos CE o unidades de mando UM;  reciben información de múltiples sensores que comparan con sus memorias de actuación para el gobierno de los sistemas que controlan. Para reducir el cableado y los conectores necesarios se ha diseñado la transmisión de datos por paquetes de información codificada y comprimida, canbus, que transitan por la autopista o red de multiplexado. El … Continúa leyendo

Distribución desmodrómica

La distribución del motor coordina su “respiración”; entrada y salida de los gases, admisión y escape. Se compone de las válvulas, árbol/es de levas y sistema de accionamiento de este/estos. Los gases circulan por los respectivos colectores de admisión y escape, en el de admisión se aporta el combustible (inyección indirecta, si se hace dentro del cilindro es directa) y en el de escape están los sistemas para controlar la contaminación y el ruido. La distribución puede implantarse de diferentes formas en ubicación de los componentes, número y sistemas de accionamiento, uno de estos es la distribución desmodrómica. Actualmente solamente … Continúa leyendo

Diferencial activo

El diferencial en el automóvil es el elemento de transmisión que reparte la velocidad a cada rueda del eje en función de la adherencia de cada neumático en el suelo. El funcionamiento del diferencial es mecánico, y es la adherencia de cada rueda, si no patinan, la que determina la velocidad de rotación de cada una. En automóviles 4×4 se puede disponer de un tercer diferencial central que distribuye la velocidad entre los diferenciales de cada eje, es el sistema 4×4 permanente. El diferencial permite el desplazamiento del automóvil por curvas adaptando la velocidad de cada rueda a los diferentes … Continúa leyendo

Faros adaptativos

La iluminación del automóvil tuvo que ir evolucionando tanto como lo hacían sus prestaciones. Para ver lo mejor posible sin molestar a los que circulan de frente, se diseñaron dos alturas de iluminación, baja para cuando hay tráfico de frente por la noche, luces de cruce o “cortas” y alta cuando no hay riesgo de molestar, luces de carretera o “largas”. El conductor ha de ir cambiado de “cortas” a “largas” para ver lo mejor posible sin molestar. Para que todo funciones como debe se ha de contar con un buen reglaje de altura de faros como punto de partida. … Continúa leyendo

Estabilizadoras activas

La suspensión del automóvil tiene como principal función mantener el contacto entre los neumáticos y el piso como base para la seguridad activa o primaria. Con el aumento de prestaciones desde los inicios del automóvil el control dinámico va tomando importancia en dos aspectos; lograr un buen confort de marcha y reducir los balanceos y oscilaciones al circular. No son objetivos fáciles de compaginar pues lo que beneficia a uno perjudica al otro. Los elementos con gran influencia el equilibrio de suspensión son los amortiguadores, y más con su evolución de dureza variable regulable durante la marcha. Pero hay otro … Continúa leyendo

Motor de 6 tiempos

El motor térmico de combustión interna tiene habitualmente 4 tiempos. Hay  motores de 2 tiempos que han sido bastante utilizados en el automóvil, pero no actualmente por exceso de contaminación, aunque se sigue investigando para tratar de compensar sus inconvenientes y hacer viable su retorno. También existen motores de 5 tiempos de gasolina, es el ciclo Atkinson que se sigue utilizando actualmente. Otro motor que ha tenido cierta presencia en el automóvil y que la contaminación, entre otros aspectos técnicos, ha desestimado actualmente es el motor rotativo Wankel, de 4 tiempos. En esta ocasión vamos a explicar el motor de … Continúa leyendo